Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Crónicas de Argandia | Élite |
Dom Feb 22, 2015 9:14 am por Invitado

» Anime Rol (Afiliación Elite solicitada )
Miér Jul 23, 2014 11:45 am por Invitado

» Heroes of Xandor {Afiliación Normal}-Apertura-
Miér Jul 23, 2014 3:26 am por Invitado

» Comfirmación Elite: Imitation Black
Jue Jul 03, 2014 12:30 am por Invitado

» Naruto Rol [Élite] - ¡Recién abierto!
Dom Jun 29, 2014 12:29 pm por Invitado


Ficha Lex - Terminada

Ir abajo

Ficha Lex - Terminada

Mensaje por Lex Suberu el Miér Feb 12, 2014 7:19 pm

Nombre: Lex.
Apellido: Suberu.
Alias/Apodo: Akumu. 

Raza: Humano.
Sexo: Masculino-Heterosexual.
Edad: 22.

Rango: Pirata.
Clase: Usuario.
Profesión: Navegante.
Voluntad: Voluntad de Fuerza.
Descripción Física:
Cabello fino, seco, lacio y semi-corto peinado de forma puntiagudo y de un color Blanco oscuro; se le puede ver azabache a la luz de sol si se fijan en él. Cejas finas, rectas y de mediano tamaño con el mismo color del cabello, una de las partes que más le destacaban eran sus ojos llenos de misterio y tristeza, ausentes la mayoría de las veces, fugitivos como si anduviera en busca de la dura vida que ha tenido en los distritos tan pobres que cuentan dentro del sociedad de Tequila, la libertad de ser alguien más que una simple sombra, impenetrables pues nada ni nadie ha conseguido saber que pensaba. Aun siendo así se puede saber que marcan decisión pero sin perder ese toque propio por la melancolía. Los párpados arrugados y entre cerrados la mayoría de las veces, como si todo le diera igual, como si nada le llamara la atención y de un color blanco rojo llegando a aparecer negros en la sombra, algo de ojeras se le puede ver si uno se queda atento en su mirada. Una nariz alargada y puntiaguda. Una boca triste y recta con unos labios delgados, estrechos, sensuales, herméticos y rosados. Los labios finos y poco carnosos, custodiadores de unos níveos dientes y una lengua esbelta y rosada.

Sus mejillas son rollizas, chupadas, antes con una pequeña cantidad de acné que decanta en su rostro pero ahora se nota pulcra y delicada con la edad de madurez. Su cuello es corto, sus orejas puntiagudas, alargadas, rectas y finas. Su altura es de 1.83m. Su piel es de color pálido y enfermiza, dejando ver solo la silueta de un humilde ser humano dejado de la mano de Dios poco remunerado. Sus manos, aun estando cubiertas la mayoría de veces por sus guantes, son pequeñas, finas, delicadas, lisas, calientes, jóvenes, ágiles al golpear, y con dedos alargados, es decir, unas manos de pianista. Descendiendo un poco llegamos al torso, el cual es esbelto, delgado y trabajado. Los músculos se desmarcan ya que a su poder le hace utilizarlos a menudo, en cambio a la hora de tensarse, es muy fácil describir las venas y capilares que pasan por todo su cuerpo gracias a su tono de piel.

Lex posee unos brazos y piernas cortos. De edad, aparenta tener unos treinta y pocos más la cruda realidad es que su juventud decanta en su edad, pues meramente acaba de cumplir los 22 años. Sus ropajes son caracterizados por ser firmes y elegantes, camisa blanca ajustada oculta siempre por su chaqueta negra o verde, pantalones mismo color oscuro, botas, guantes del mismo género y una gabardina negra que finaliza así su aspecto. Su expresión facial suele decantarse por ser afligida pues el dolor que sufrido al estar siempre ser considerado como el mal como un lastre del distrito. Su mirada suele ser desconfiada a la vista de los demás por su ajetreo de ojos. Siempre mirando las cosas fijamente como si desconfiara de todos.


Imagen de tu personaje: 
Lex:



Descripción psicológica:
En la vida como pirata le ha hecho ser algo tacaño con sus cosas, pues no soltaba una acción sino ve claro una posible inversión afortunada. El cuerpo del sujeto se precisa con rasgos bien definidos, bien vestidos siendo humilde. Sus ojos rojos suelen no dejarse llevar por impulsos emocionales, la fría lógica es gobernadora en su ser, es el mayor ejemplo que se ha podido objetar a la hora de poder describir al sujeto en su totalidad y forma de pensar. Lex, no es una persona normal, divertido, gracioso como el que más con gustos por hacer reír que sorprenderán a más de uno.

¿Su pasión? La justicia desde su punto de vista, el hacer daño a los que lo merecen, de forma verbal o física, atacará donde más duele, matarán a quien más ama la persona a la que quiere hacer daño, un mal nacido si se le puede llamar de alguna forma. Es sincero pues siempre muestra la verdad aunque duela, un gesto que la mayoría de las veces no es bueno. Es trabajador, ya que falsamente intenta ser de ayuda, educado ante todo, atrevido, sensato, cualidades de un verdadero caballero inglés del siglo de oro. Lex es fiel a la justicia y a la verdad, si ha de juzgar a un ser humano no le importará su oficio o clase social, la verdad por delante. Serio, más que serio podría decirse que es reservado, no hace migas con nadie, no puede o no quiere, eso no se sabe. Soñador pues posee un sueño muy relevante, prudente ya que no hará nada sin saber las posibles consecuencias que recaigan. No es sencillo ganarse su afecto, tampoco su aprecio, tampoco el respeto, una vez se le conocía se descubría a un hombre con sentido, un saco de maldad para los pecadores que no podía existir, una persona cruel que no tiene un punto de vista neutral, que solo vive para él y para los que de verdad lo valen y anhela destruir todo lo que no le guste o sea injusto.

En la vida de pirata se sabe que a la hora de combatir, suele ser tranquilo, frío, calculador, cruel, mezquino y traicionero. Aunque también tienes cosas buenas, no todo es maldad, es un joven espléndido, maduro, ahorrador, decidido, discreto, elegante, ingenioso, franco, entusiasta. En compañía de otros seres que se ha ganado su amistad y aprecio, es siempre cálido, alegre, gracioso y muy divertido. Casi sobre protector con todos y cada uno de ellos, algo que es raro de ver pues pocas veces hace amigos. Su aprecio a la vida es limitado, por lo que no lo tiene muy difícil a la hora de arriesgar esta por alguien o por algo que crea merece la pena defender.

Como todo ser vivo, no es perfecto y posee unos caracteres negativos. Es un tanto orgulloso, si es deshonrado su honor se verá obligado a intentar hacer cambiar de idea a la persona que le ha deshonrado, al no ser posible por la fuerza será con la palabra y sus argumentos. El paso del tiempo le hizo ver y valorar la vida mas poco le duró hasta que se vio solo de nuevo. Es un muchacho un tanto pesimista pues siempre piensa lo peor de todas las situaciones, llegando a ser un gran dramático que se imagina que siempre morirá de una forma horrible, tímido pues poco se intenta relacionar. Malhumorado si no acierta en la deducción impuesta por él mismo, fanático de la justicia, insolente con los adultos que le tratan como un simple niño, soso a la hora de entablar una conversación con otra persona, contestatario con las personas insolentes que no le tratan como es debido, solitario ya que siempre dice que es mejor estar solo que mal acompañado, desordenado como cualidad de la mayoría de jóvenes de su edad y sabiondo pues al tener un gran intelecto lo hace saber enseguida a las personas que le rodean. Un buen tabernero algo coqueto y con facilidad para caer en trampas a la hora de buscar información ajena preguntando sin tapujo alguno.



Gustos:

-Adora el compañerismo, pues siempre ha protegido a sus compañeros de trabajo, como cuentan la gente que ha vivido en una de sus aventuras como pirata, el hecho de tener un amigo le fortalece como luchador. Esto ha quedado constancia en el pasado pues ahora el pirata zarpa solo ¿Motivo? Solo en su interior se encuentra la respuesta.
-También le agrada la libertad de expresión, nadie debería de mandar o imponerse su voluntad en la de los demás.
-Le encanta ser el centro de atención pero no por hacer tonterías sino por ser admirado y respetado.
-El dinero, hay la fama y el poder, todos los pecados de un hombre pero no mataría por este, no es un asesino aunque de vez en cuando pierda la cabeza.
-Las mujeres.

Desagrados:

-Por encima de todo lo que más odia es la falta de comprensión por la vida o el hecho de que la gente puedan llegar incluso a vender un amigo y/o aliado, pues eso mismo le hicieron a él.
-Odia la deslealtad en general.
-Odia sus propios defectos como la fobia a las agujas y sus peculiares mareos en los transportes.
-Odia a las mujeres infieles y que no se valoran o valoran a sus maridos.
-Odia las personas que no aprecian la libertad.

Armas del personaje:
-Ninguna-

Estilo de Combate:
(Tendrá el de su akuma cuando pueda tenerla)

AKUMA NO MI: Querré pedir la • Mera-Mera(メラメラ,Fuego-Fuego) cuando tenga el nivel.

Dotes y/o Aptitudes: Leer todo lo escrito, deducir todo lo que se menciona, ver la verdad tras la mentira, pensar detenidamente, razonar la situación con facilidad y resolver todo tipo de enigmas y misterios con suma facilidad. En general, sabe pensar y deducir.

Defectos y/o Debilidades: -Miedo atroz a las agujas y los cactus.
-En la utilización de armas de fuego es malo.
-No sabe cocinar.
-Su arte de la construcción haría nefasto todo lo que haga.

Sueños: - Ser un hombre respetado.
- Quiere conquistar TODAS las islas y hacerlas su territorio.
-Objetivos ocultos…

Historia: Todo comenzó cinco años en el pasado. En mi más tierna infancia, con la edad de tan solo ocho años, mi persona siempre acompañaba a mi mentor, a mi maestro a mi mejor amigo. Mi maestro era un amigo de la familia, el cual me había criado al perder a mis padres con la corta edad de cinco años. Onlayt (Profesor Onlayt) era profesor de matemáticas de la universidad de Gressenheller. En aquel entonces tenía, en teoría, 32 años, este se le podía describir por ir siempre acompañado de su aprendiz, un niño alegre y un tanto torpe a la hora de ayudar a su mentor.

Ese niño era yo, mi vida entera rodeaba a Onlayt, este iba de un lado a otro resolviendo enigmas, ayudando a todo el mundo con su gran intelecto y yo, como buen aprendiz y con lápiz y papel, aprendía como ser un buen detective. Un hombre tan enigmático como mi mentor, el se podía definir como tenaz, ya que no se le resistía ni un solo enigma. Observador, muy observador, ya que era capaz de deducir muchas cosas con solo una mirada a los objetos es capaz de deducir muchas cosas mirando los objetos. Noble, pues estaba lleno de sentimientos gentiles y honrados, puesto que es un caballero cortés. Inteligente, porque resolvía todos los misterios que se encontraba, por muy enrevesados que fueran y sobre todo modesto, puesto que siempre achicaba sus virtudes y exageraba sus errores. Dejando de un lado la maravillosa personalidad de mi maestro, os podré explicar cómo durante un periodo de diez años, las aventuras que fuimos viviendo día a día y como de un niño tonto e ingenuo me convertí en lo que soy, un detective privado a las órdenes de la marine.

Mi primera aventura comenzó hará diez años, cuando mi maestro recibió la carta que había enviado Lady Liadah a mi maestro Onlayt. En la carta, se explicaba cuál era la historia o leyenda de la Manzana Dorada, un tesoro que el difunto Barón Reinhold, entregaría al que consiguiera descubrir el misterio de cuyo objeto. Aquella historia significó mucho para mi aprendizaje, allí fue donde aprendí que no se puede uno fiar de las apariencias y que ni tan solo la vida está hecha para todo ser humano. Mi mentor y yo había llegado a la entrada a una villa un tanto peculiar, la entrada estaba cerrada por un puente y solo se podía acceder por ese lugar y por orden de la persona que levantaba tal obstáculo, mostrándole la carta enviada por Lady Liadah el portero nos abrió el puente y pudimos acceder al interior de la villa.

Los primeros pasos de mi mentor transcurrieron en el centro de la villa, más concretamente en la plaza. En este lugar teníamos que dirigirnos a la mansión REINHOLD, la cual se encontraba al este de la villa. Pasando por la avenida llegamos hasta el embarcadero, poco a poco nos acercábamos a la mansión.

Lentamente nos introdujimos en el interior de la enorme casa dueña de los Reinhold. En ella nos recibió Matthew el mayordomo de la familia, un hombre de pequeña estatura con gran barba y con lentes de contacto de un tamaño colosal. Este nos acompañó, subiendo por las grandes escaleras del lugar, hacia el salón principal. Cuando las puertas del salón se abrieron un pequeño pero gordo gato salió disparado por la puerta como si huyera del mismísimo demonio. Yo, sin darle importancia alguna seguí mi camino junto con el profesor hacia el centro del salón. Allí pudimos observar a dos individuos, el primero con quien intercambiaron palabras, mi mentor, fue un hombre delgado y con la nariz muy puntiaguda, sino recuerdo mal, su nombre era Henry. Finalmente, la última persona pero no menos importante con la que Onlayt habló fue Dahlia, la señora de la casa y por lo tanto dueña de la mansión, la charla con esta fue rígida y sin mucho que poder saber, esta nos marcó como misión encontrar su gato, el cual había salido disparado en la entrada nuestra. Jamás olvidaré el nombre de aquel animal… Claudia, el gato.

Sin tiempo que perder, nos dispusimos a salir del salón, pasando por el vestíbulo y saliendo al exterior de la mansión. Allí pudimos ver como el gato salí corriendo hacia el interior de la ciudad, así fue como llegamos a la villa de nuevo, allí encontramos a Franck, el encargado del puente levadizo de la entrada. Este nos mostró donde se encontraba el gato, el cual al percatarse de nuestra presencia salió corriendo de nuevo por la villa. Antes de partir hacia la dirección donde se dirigía tal odiado animal, se pudo oír un fuerte estruendo en la entrada a la villa, cuando llegamos todas nuestras alegrías desaparecieron, el puente había sido destruido y no había forma humana de poder escapar.
Nuevamente en la villa, mi maestro se dirigió al restaurante y sin darme tiempo a saber el porque de dicho lugar, este salió con algo metido en una bolsa de plástico. Me sonrió y me hizo seguirle hacia la verja de un parque a las afueras de la villa, el lugar más retirado de todos y donde casualmente se encontraba Claudia, el gato de la lady. El profesor metió su mano en la bolsa y de esta sacó unas espinas de pescado, el animal, contento por su nuevo regalo nos empezó a seguir. Habíamos encontrado lo que nos habían mandado.

Encontrándonos de nuevo en la mansión Reinhold, pudimos conocer al jefe de comisaría Chelmey, el cual investigaba un caso de asesinado en el interior de la villa y aun sin solución. Al parecer habían asesinado a un hombre de la villa, su cadáver no se había encontrado y meramente se había visto alguna que otra prueba como encontrar ropa por la calle y su habitación toda desmantelada. Después de que el profesor hablara con el inspector y el resto del servicio de la mansión, se marchó a investigar por su cuenta, yo le acompañaba mientras apuntaba cada una de las cosas que nos sucedía, de ahí que esta historia pueda tener tantos detalles, posiblemente insignificantes. El inspector estaba convencido de que había sido un asesinado, mas mi maestro solo suponía una mera desaparición, el sujeto desaparecido se llamaba Raymond. Sin tiempo que perder, salimos de la mansión con ansias de encontrar pistas congruentes, lo primero que observamos fue al gato, en efecto, el gato que tanto nos había costado encontrar, pero lo que nos sorprendió no fue verlo allí sino que en su boca tenía unas gafas. Las gafas pudimos deducir que eran de Henri, el individuo delgado que anteriormente había hablado con el profesor.

Dejando en nuestras mentes una posible pista, pues una persona que necesitaba gafas para ver, no las dejaba tiradas por la calle así como así. Ahora necesitábamos buscar algo que pudiéramos entrelazar, nuestro camino se pusieron en la Torre del reloj, lugar donde no habíamos mirado todavía. Por este camino llegamos hasta el mercado, allí pudimos sacar nuestros acertijos y misterios que poco a poco, mi mentor, fue resolviendo con elegancia. Las horas transcurrían y poco habíamos encontrado, la noche había llegado.

Fue entonces cuando fuimos a investigar la casa del supuesto desaparecido, en ese lugar no había indicios de posible pelea y ni tan solo un rastro de sangre. Nada de nada, ninguna prueba para dar por hecho un asesinado… los pasos de mi maestro y por lo tanto, los míos junto a él, nos llevaron de nuevo a la mansión, cuando entramos, el inspector se encontraba absorto, nervioso e incluso eufórico, gritaba una y otra vez que había visto un fantasma. ¿Cómo era posible que viera un fantasma? Sencillo de responder si se daba el caso de que el supuesto asesinado Raymond se encontraba de nuevo en la mansión, como si nada hubiera pasado. Este se excusaba con que había estado ingresado en el hospital, mas eso no era cierto, pues el profesor y yo anduvimos cerca del lugar y no habían dicho mención a nada acerca de que el desaparecido se encontrara en tal lugar.

Resulto el enigmático secuestro de aquel extraño sujeto, el profesor se dispuso a seguir con la búsqueda de la manzana dorada, pues ese era el verdadero objetivo de nuestra visita a aquella villa. Sus pasos junto con las ayuda de los habitantes de la villa, decían que los rumores daban por hecho que aquel dorado objeto se encontraba en LA TORRE INALCANZABLE. Esta ocultaba una pared secreta que daba al interior de esta, lentamente nos fuimos adentrando para poder averiguar más acerca de la villa y saber cómo conseguir aquella manzana dorada. Ya dentro de la torre, descendimos hasta llegar al sótano, en este lugar parecía todo robotizado, cables por doquier y numerosas máquinas de una tecnología muy superior a la que jamás había podido ver. Al ser un muchacho muy curioso, me acerqué a la mesa más cercana a la que me encontraba, en esta había un cuaderno, mi expresión facial cambió, un rostro de asombro se dibujó en mí, dibujos, quizá se pudieron llamar bocetos, de seres humanos, no… de cyborg, hombres robotizados, seres no humanos que aparentaban serlo.

Cuando quisimos salir del lugar, un anciano nos detuvo, su rostro se notaba deteriorado, más algo llevaba en las manos, una manzana dorada para el vencedor de resolver el enigma. En efecto, mi mentor lo había descubierto y ni tan solo lo había mencionado, él sabía que TODAS las personas con las que habíamos hablado hasta aquel momento no eran humanos sino cybors, que todos habían sido creados por aquel anciano. Que el secuestro de Raymond no había sido otra cosa que un agotamiento de batería y de ahí que despareciera hasta que fueron restauradas sus fuerzas. Mi maestro había encontrado el misterio, la luz a aquella oscuridad.

Toda aquella aventura me mostró lo que realmente quería ser yo, un verdadero detective, silencioso pero con mi mente en funcionamiento en todos los sentidos. Había acabado los enigmas resueltos por Onlayt… ahora empezaban los míos, los de Lex. Todo pasó con lentitud, todo quedó en un olvido cuando el joven aprendiz se enteró de la muerte de su maestro, este había muerto a manos de un robo mas la verdad sería expuesta en una carta enviado a Lex a en nombre del maestro. Su escrito indicaba que este había descubierto una verdad, algo que cambiaría el mundo, algo que obligaría a muchos marines a dar explicaciones, a decir su verdad. Lex sabía que era casualidad que su maestro hiciera tal descubrimiento y ahora se encontrase muerto, tales acciones que indicaban que quizá, quizá había sido asesinado ¿Por quién? por las personas que no saldrían bien justificadas con aquella verdad, con aquello que iba a ser expuesto en poco tiempo. Al solo tenía una oportunidad, ir en contra de aquellos que resultaban ser los asesinos de su maestro, ser famoso para ganarse la confianza de aquel gobierno sin la necesidad de ser un marine, ser un shichibukai.


Nombre Real Del Personaje: Ban
Anime/Videojuego/Etc Del Que Procede: Nanatsu no taizai


Última edición por Lex Suberu el Lun Feb 24, 2014 12:10 pm, editado 2 veces
avatar
Lex Suberu

humano
pirata usuario navegante
Tripulacion : -

Volver arriba Ir abajo

Re: Ficha Lex - Terminada

Mensaje por Zelll D. Ragon el Lun Feb 17, 2014 2:39 pm



Lex, ficha, no le veo nada malo.

Deberias incluir tu Akuma de manera que si es una Canon nadie la pida antes que tu.

Y si es una creada nadie invente una parecida de modo que la tuya sea denegada.

Corregi eso y esta aceptada.

Lamento la demora en la correcion no habia visto que habias puesto en el titulo terminado.



The End:


Emperador:

- Ma! Mahh! -:

avatar
Zelll D. Ragon

humano
yonko espadachin carpintero
Tripulacion : Hagane no Dragon's

Volver arriba Ir abajo

Re: Ficha Lex - Terminada

Mensaje por Lex Suberu el Lun Feb 24, 2014 12:11 pm

Editado!
avatar
Lex Suberu

humano
pirata usuario navegante
Tripulacion : -

Volver arriba Ir abajo

Re: Ficha Lex - Terminada

Mensaje por Zelll D. Ragon el Lun Feb 24, 2014 3:32 pm


Perfecto. Recorda hacer la peticion de la Mera Mera en el apartado de Akumas - Logia de modo que se sepa que vos la solicitaste. (Deja link de esta ficha dentro de la peticion)

Saludos!



The End:


Emperador:

- Ma! Mahh! -:

avatar
Zelll D. Ragon

humano
yonko espadachin carpintero
Tripulacion : Hagane no Dragon's

Volver arriba Ir abajo

Re: Ficha Lex - Terminada

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.